20/23 SETTEMBRE 2020 FIERA MILANO
homewall
Cerca espositori, prodotti e news
Cerca espositori, prodotti e news

MAYPOL

2018-08-16 - Aggiornamento dell'azienda MAYPOL

MAYPOL: ¡Hola adictas a los zapatos! Hoy os traigo algunas curiosidades (verdades) sobre los zapatos que a todas nos interesan si somos realmente unas apasionadas de este accesorio de la vestimenta, pues así es definido el zapato. Una hermosa adicción. Lo que voy a contaros ahora ya lo sabemos todas, pero cuando lo dice la ciencia parece como que nos lo creemos más: comprar zapatos nos provoca un gran placer. ¿Pero, por qué? Cuando nos sentimos recompensados nuestro cerebro libera una alta cantidad de dopamina, un neurotransmisor asociado a la motivación y al placer. Esto hace que queramos volver a sentir esa hermosa sensación que nos provoca comprar zapatos. Y es que como decía Joaquín Sabina, yo soy de vicios caros. Cuanto más altos, mejor. Algunas amigas dicen que los zapatos altos les estilizan. A mí no solamente me estilizan, también me aportan una gran seguridad en mí misma, lo que me hace sentir muy poderosa encima de unos andamios (así llama mi madre a mis zapatos cuando considera que me he pasado un poco con los centímetros). Unos para cada ocasión (cuando digo ocasión también me refiero a momento del día). Pues no es lo mismo ir a la facultad que ir de compras, o ir a un evento de tarde que de noche, o ir al super que ir a la biblioteca, o a hacerme las uñas, o yo que sé, el caso es que me gusta cambiar de zapatos y adaptar el look de mis pies a cada ocasión. A vosotras también os pasa, ¿verdad? Cada diseño es especial y todas tenemos nuestro preferido. Puede que sea porque nos veamos más favorecidas, nos sintamos más cómodas, o simplemente porque estéticamente son lo más. Cada una de nosotras tenemos un diseño ante el que nos rendimos, y eso es así y no tiene discusión. Dime tu estilo de zapato preferido y te diré quién eres. En definitiva, nos fascinan los zapatos porque realzan nuestra figura (y eso a veces es muy necesario para suplir el desparrame corporal que provoca el cansancio diario, aunque eso a mí no me pasa), nos aportan confianza y nos ayudan a superar los obstáculos de cada día. ¿Se puede pedir más?